Socios de honor

Categoría: SFZ

Nuestros célebres socios de honor


Fue nombrado socio de honor de la Sociedad Filarmónica de Zaragoza por Acuerdo de la Junta de Gobierno de 22 de febrero de 2012.

 


Fue nombrado socio de honor de la Sociedad Filarmónica de Zaragoza por Acuerdo de la Junta de Gobierno de 4 de julio de 2013.

 


Ambrosio Aranda de Pastor (Zaragoza, 1923), notario de profesión y gran amante de la música, ha sido socio de la Filarmónica desde su juventud, hecho por el que ha asistido regularmente a los conciertos y otros eventos organizados por nuestra Sociedad desde mediados del siglo pasado hasta el presente.

Al tratarse del socio más antiguo de la Sociedad Filarmónica de Zaragoza, se ha querido simbolizar en él la figura del socio que, gracias a su aportación económica, hace posible, año tras año y decenio tras decenio, la programación de numerosos conciertos; del socio que permanece afiliado con independencia de la mayor o menor calidad de los conciertos; del socio que, en definitiva, es el auténtico protagonista de nuestra Sociedad, pues, pensando en él, se planifica, se programa y se realizan todas las gestiones necesarias para llevar a buen término las actuaciones musicales; del socio que, en definitiva, permite nuestra subsistencia en tiempos tan difíciles como los actuales. En consecuencia, por considerar que el socio es acreedor de un reconocimiento público y merecido, en la Asamblea General Ordinaria celebrada el 26 de marzo de 2015, se acordó nombrarlo Socio de Honor de la Sociedad Filarmónica de Zaragoza.

 


Emilio Reina González (Zaragoza, 1941) es titulado en Violín, Piano, Composición y Dirección, Licenciado en Historia y Doctor en Historia del Arte y Musicología por la Universidad de Zaragoza. Profesor del Conservatorio Superior de Música de Zaragoza durante 45 años y Director del mismo desde 1997 a 2001, sigue dirigiendo, en la actualidad, la Polifónica Miguel Fleta.

Su brillante trayectoria profesional en el terreno musical ha sido reconocida por la concesión de la Cruz de Alfonso X el Sabio, en 2011, y la Medalla al Mérito en el Trabajo, en 2013. Al margen de su actividad como profesor del Conservatorio y director de orquesta, es autor de numerosas publicaciones, entre las que, además de sus métodos de enseñanza musical, destacan las siguientes:

Emilio Reina ha dedicado especial atención a recopilar la historia de nuestra Sociedad, que ha quedado recogida en La Sociedad Filarmónica de Zaragoza y sus emblemas, publicada en Emblemata, en 2008. Por este motivo, el 9 de enero de 2017 la Junta de Gobierno acordó nombrarlo Socio de Honor de la Sociedad Filarmónica.

 


José Luis González Uriol (Zaragoza, 1936), Diplomado en Órgano por el Real Conservatorio Superior de Música de Madrid y discípulo de Macario Santiago Kastner, ha llevado a cabo una importante labor como dinamizador cultural en el campo de la música antigua junto a Pedro Calahorra y José Vicente González Valle, a través de la Sección de Música Antigua Aragonesa de la Institución «Fernando el Católico», dando a conocer las obras para tecla más sobresalientes del Renacimiento y del Barroco.

Catedrático de Órgano y Clavicémbalo en el Conservatorio Superior de Música de Zaragoza, del que fue director en dos ocasiones, amplió su labor docente organizando cursos y festivales, entre los que sobresale el Festival Internacional de Música de Daroca, uno de los principales festivales de música antigua a nivel mundial.

Organista honorario del órgano de José de Sesma, del Spaeth de la Real Capilla de Santa Isabel y del de La Seo, es también Consejero de número de la Institución «Fernando el Católico», miembro de la Comisión asesora de la Diputación Provincial de Zaragoza para la restauración de los órganos históricos y académico de la Real Academia de Bellas Artes de San Luis. Forma parte del Consejo de Cultura de Aragón y está en posesión de la Medalla de las Cortes de Aragón, la Cruz de Alfonso X el sabio y la Medalla al mérito cultural del Gobierno de Aragón.

Como concertista en solitario, dúo o grupo, ha grabado más de cincuenta discos, entre los que cabe destacar la antología de Sebastián Aguilera de Heredia, la integral de Pablo Bruna, las antologías de Antonio de Cabezón, Carlos Seixas y Domenico Scarlatti y la obra completa de José Ferrer al clavicémbalo.

Como musicólogo, destaca por sus estudios sobre Antonio de Cabezón, habiendo coordinado, en 2010, la edición crítica de sus obras de tecla, arpa y vihuela.

En reconocimiento a sus méritos a favor de la difusión de la música antigua fue nombrado socio de honor de la Sociedad Filarmónica de Zaragoza por Acuerdo de la Junta de Gobierno de 10 de diciembre de 2018.